Vaginismo enfermedad que ya puede ser tratada

Vaginismo enfermedad que ya puede ser tratada

Mujer_preocupada.jpg

Bloque que muestra la firma del editor.

El vaginismo es un trastorno psicológico, según los expertos, que se manifiesta mediante una poderosa respuesta física que imposibilita a las mujeres a realizar el acto sexual; esto debido a las contracciones y contracciones involuntarios en los músculos vaginales.

 

Las mujeres que padecen vaginismo tienen toda la capacidad de excitarse sexualmente e incluso de tener orgasmo, lo extraño es que por alguna razón la penetración vaginal les es imposible. Esto provoca que muchas a la larga pierdan el interés y el deseo erótico, y en casos más agudos, sufran temores y ansiedad al respecto de la actividad sexual.

 

Hasta el momento existe poco conocimiento sobre las causa de este padecimiento. Existen casos en que es se origina a raíz de alguna experiencia traumática o de alguna relación en particular.

 

Paula Hall, psicoterapeuta especializada en relaciones y sexualidad, comenta en entrevista para BBC Mundo que "cualquiera que sea la causa, el vaginismo puede tener un efecto devastador en la calidad de vida".

 

"Estas mujeres no sólo encuentran muy difícil gozar de una relación sexual, sino además, la incapacidad de poder ser penetrada dificulta mucho la decisión de comenzar una familia", agrega Hall. A pesar de ello hay caso de mujeres que han vivido con este problema durante toda su vida madura.

 

 

De las causa que se han identificado de vaginismo, ninguna es fisiológica.

 

Otra especialista, Jeni Worden, experta en salud de la mujer comenta al respecto: "Si usted ha sufrido un acto sexual doloroso en el pasado, el vaginismo podría ser una respuesta inconsciente para evitar más dolor. Pero en general, las causas psicológicas más comunes pueden dividirse en tres categorías: asuntos personales sobre el sexo, experiencias traumáticas previas y problemas en la relación de pareja.

 

Worden comenta que "algunas mujeres son criadas con la creencia de que una relación sexual es algo malo y peligroso" explica la experta a la BBC.

 

"Quizás también ha habido poderosos tabús culturales o religiosos que te dejan con sentimientos de culpabilidad o vergüenza cada vez que tienes algún deseo sexual", agrega.

 

 

Tratamiento

 

Pero existe una esperanza, el vaginismo puede tratarse una vez que se encuentra ayuda adecuada. El primer paso es consultar a su médico familiar quien le ayudará a entender qué es lo que está causando el problema y cómo solucionarlo.

 

Si la causa es psicológica, el vaginismo puede ser tratado con una psicoterapia, como la terapia cognitivo conductual.

 

Una terapia sexual también puede ser un tratamiento efectivo. El objetivo es poder tratar el trastorno para que las mujeres puedan tener un acto sexual libre de dolor y así poder romper el patrón psicosomático que acompaña a esta enfermedad.

 

En cuanto a los fármacos disponibles, un estudio científico presentado recientemente, encontró que el Botox, el compuesto a base de toxina botulínica que se utiliza como tratamiento cosmético, también podía ser usado para tratar a las mujeres con vaginismo.

 

Se cree que una inyección intravaginal de Botox, en pequeñas dosis, puede interrumpir los impulsos nerviosos y la parálisis muscular que provoca el espasmo vaginal.

 

"El vaginismo es un ciclo vicioso de dolor y espasmo" explica a la BBC la doctora Shirin Ghazizadeh, de la Universidad de Teherán, quien ha estado investigando a la toxina.

 

"Si podemos reducir el espasmo podremos reducir el dolor".

 

"Y una vez que la paciente pueda comprometerse en una relación sexual satisfactora, el problema podría resolverse", agrega la investigadora.

 

Videos Recomendados

¿Quieres conocer más sobre los temas que a ti te interesan de Salud180?
Únete al servicio de Alertas y recibe las noticias más relevantes en tu correo electrónico.
Comentarios

imxsify block

Lo que pasa en la red
 

Below Article Thumbnails Taboola