8 formas de prevenir las várices en el embarazo

8 formas de prevenir las várices en el embarazo

¿Cómo prevenir las várices en el embarazo?

Bloque que muestra la firma del editor.

El embarazo es una de las etapas más hermosas que puede vivir una mujer, sin embargo, para disfrutarla debes tener más cuidados para evitar que los cambios físicos afecten tu estado de ánimo. Por ejemplo, las várices son un problema que aparece con la gestación, entonces, ¿cómo lo puedes prevenir?

 

Las varices en el embarazo son un problema muy común. Te recomendamos que adoptes algunas medidas de prevención para evitar su aparición en esta etapa. Desafortunadamente, si tienes una predisposición genética es muy probable que aunque sigas estas medidas aparezcan estas venitas, pero no todo está perdido, ya que puedes controlar su progresión y reducir las molestias.

 

1. No aumentes más del peso recomendado

 

Sabemos que es imposible no subir de peso durante la gestación y además esto no sería sano para ti, ni para tu bebé. Sin embargo, te recomendamos que no pongas de pretexto los antojos para comer de más. El aumento de peso excesivo no solo te vuelve más propensa a padecer várices, sino que trae consecuencias negativas en el embarazo.

 

2. Favorece la circulación de tu sangre

 

Si ya tienes una mala circulación debido a las hormonas y al aumento de peso, evita posiciones que empeoren el problema, como por ejemplo sentarte con las piernas cruzadas. De igual forma, cuando te encuentres sentada mucho tiempo, haz pausas para caminar y activar tu circulación. Cuando estés acostada, levanta las piernas, apoyándolas en una almohada o sobre la pared. Asimismo, evita permanecer parada o en la misma postura por tiempos prolongados.

 

3. Ejercítate

 

Una manera de mejorar tu circulación en el embarazo es haciendo ejercicio. Te recomendamos tomar clases de yoga o natación prenatal. Si te es imposible acudir a este tipo de clases, puedes caminar diariamente a paso rápido por media hora.

 

4. Usa medias de compresión

 

Este tipo de prendas facilitan la circulación de tus piernas. Además ayudan a prevenir la inflamación excesiva, evitando así que las várices empeoren. Pide a tu médico que te aconseje sobre las medias más adecuadas para ti.

 

5. Evita la ropa y los zapatos ajustados

 

La combinación de usar ropa ajustada y zapatos apretados cuando estás hinchada solo causará una peor circulación de tu sangre.

 

6. Evita el calor excesivo

 

Los saunas y la exposición directa al sol durante muchas horas te pueden provocar la dilatación de las venas, favoreciendo la aparición de várices. Te recomendamos darte baños con agua fría de vez en cuando.

 

7. Hazte masajes

 

Además de que lo disfrutarás muchísimo, los movimientos circulatorios en tus piernas favorecerán la circulación de tu sangre. 

 

8. No fumes

 

Este consejo no solo es en el sentido estético, el tabaco en el embarazo trae consigo miles de problemas irreversibles a tu bebé (ver artículo sobre los efectos de fumar en el embarazo). Además, perjudica la circulación sanguínea, aumentando la incidencia de las várices

 

En caso de que presentes un malestar excesivo a causa de las varices, te recomendamos acudir a tu médico. Es importante que no tomes ningún medicamento para reducir las molestias, ya que puede estar contraindicado y puede causarle daño a tu bebé. 

Videos Recomendados

¿Quieres conocer más sobre Embarazo?
Únete a Salud180 y al servicio de Alertas para recibir las noticias más relevantes en tu correo electrónico.
Comentarios

imxsify block

Lo que pasa en la red
 

Below Article Thumbnails Taboola